Te quiero más que a la salvación de mi alma

Te quiero más que a la salvación de mi alma

JB Y BERNHARD

A finales de los setenta, la editorial Alfagura tenía un comité de lectura que se reunía periódicamente en el edificio Torres Blancas de Madrid y que desempeñó un papel muy importante en la difusión de la literatura extranjera en España. Encabezado por Jaime Salinas, director de la editorial, reunía a escritores consagrados como JB, Juan García Hortelano y Luis Goytisolo, jóvenes escritores como Javier Marías y Vicente Molina Foix, críticos como Rafael Conte, traductores como Esther Benítez, Amaya Lacasa, Pablo Solorzábal o el autor de presente libro, directores de colecciones de la editorial como Eduardo Naval, Claudio Guillén, Michi Strausfeld o Juan Antonio Molina Foix..., e invitados ocasionales com Julio Cortázar. Era una mezcla de comité de lectura, tertulia literaria y show (Benet y García Hortelano eran imbatibles juntos).
En ese comité apareció un día de 1977, remitido por la editorial Suhrkamp, un libro de Thomas Bernhard: Kerrektur [Corrección]. Sólo Javiermarías y Vicente Molina Foix sabían quién era su autor y lo recomendaron vivamente: Marías era el único que había leído, en francés, La plâtrière y Perturbation [...]
Los primeros que acusaron el impacto de Bernhard fueron los escritores. Luis Goytisolo )que escribió un inteligente prólogo para , pulicado cuatro años más tarde), Juan Goytisolo, Guelbenzu (que quería que se leyera a Bernhard en las escuelas), Jb y García Hortelano, (que con ocasión de la presentación en Madrid de Un tambor de hojalata, se empeñó en leer en el acto fragmentos escogidos de Trastorno), los ya citados Félix de Azúa, Vicenet Molina Foix y Javier Marías (que asimilaron bien la influencia, con distanciamiento e ironía), Fernando Savater (autor, no sólo de excelente ensayos sobre Bernhrad, sino también de graciosas parodias), Alejandro Gándara... La lista podría prolongarse. Se ha hablado de un aauténtica generación de hijos de TB en la literatura española, y es indudable que, desde Faulkner, ningún escritor extranjero habái ejercido un magisterio semejante. [...]
De Thomas Bernhard : una biografía, de Miguel Sáenz, p.181, 193

CARLOS MANZANO VS DON JUAN

Copio la dedicatoria de la traducción que un tal Manzano ha hecho de la obra de Proust:
"Dedico este trabajo a la memoria de Luis Martínez Santos, Alejo Carpentier y José Lezama Lima y a Rafael Sánchez Ferlosio y Agustín García Calvo, mis maestros en el arte de la prosa clásico-barroca castellana contemporánea, prácticamente inexistente, por lo demás, salvo en sus obras, o fracasada -puramente imitativa de cierto modelo extranjero- en las de un Juan Benet qualunque"
Como dice Patricia Conde, yo es que lo flipo.
Pincio

FRASE DE LA SEMANA

Mucho puede decirse en favor de las reglas; casi lo mismo que en alabanza de la sociedad civil. Un hombre formado según las reglas jamás producirá nada absurdo y absolutamente malo, así como el que obra con sujeción a las leyes y a la urbanidad nunca puede ser un vecino insoportable ni un gran malvado. Sin embargo toda regla asfixia los verdaderos sentimientos y destruye la verdadera expresión de la naturaleza.
Goethe, Las penas del joven Werther, 1774

WIKIPEDIA

Todo el saber universal a tu alcance en mi enciclopedia mundial: Pinciopedia